viernes, 6 de agosto de 2010

Víctor Manuel presenta su 'Vivir para contarlo' en Peal de Becerro

El cantautor presentó su espectáculo 'Vivir para contarlo' en el Anfiteatro de las Torres que tuvo una duración de dos horas y media

http://www.ideal.es/granada/prensa/noticias/201008/02/fotos/3855850.jpg
Víctor Manuel durante su concierto en Peal de Becerro. :: J.A. GARCÍA MÁRQUEZ

El cantante asturiano Víctor Manuel presentó en Peal de Becerro su espectáculo 'Vivir para contarlo'. Lo hizo en el Anfiteatro de las Torres, un espacio escénico al aire libre presidido por las dos atalayas que se conservan del antiguo castillo medieval.

Ante un total de 500 personas, el cantautor y productor de Mieres se presentó en escena con la compañía de dos únicos músicos: en primer lugar su hijo David San José al piano y en segundo lugar su amigo Ovidio López a la guitarra. Al fondo, sobre el Valle del Guadalquivir, se dejaba entrever una eclipsada luna llena.

Lo demás, ni decorados ni nada, todo sobrio, ningún elemento que distrajera al público, como mucho una caja negra y luces acotando el espacio. Todo en un espacio mínimo en el que la música y las palabras serían protagonistas de la velada.

Dos horas y media duró el concierto con apenas unos segundos de tregua provocada por el tañido de las campanas de la iglesia de la Encarnación.A partir de ese momento comenzó un recital dedicado a repasar nada más y nada menos que cuatro décadas musicadas a base de canciones conocidas y de otras que no tuvieron la misma suerte, pero que el cantante considera fundamentales para explicar su vida a través de ellas.

Repaso musical

En formato intimista, Víctor Manuel desgranó sus 41 años dedicados a la música. Desde aquellas primera 'Paxarinos', 'El abuelo Víctor', 'Carmina', 'Quiero abrazarte tanto', 'Planta 14' o 'Canción para Pilar' hasta las más comprometidas 'El cobarde', 'Vienen del Sur', 'Sin memoria' y 'Cómicos', pasando por las tiernas 'Sólo pienso en ti', 'Nada sabe tan dulce cómo tu boca' y 'Qué te puedo dar'.

Momentos destacados tuvieron las canciones de mitología astur como 'Cuélebre', y las de temática de dolor como 'La madre' (sobre la drogodependencia) o 'Deja que te cuide mariposa mía' (sobre la fibromialgia). Al bis interpretó 'Asturias' y recogió los más cálidos aplausos de un público bastante entregado.

Aunque el repertorio lo interpretó ajustándose a un guión casi teatral, el protagonista de este concierto atípico -nada había de ver con los anteriores ya que su mujer Ana Belén no estaba presente sobre el escenario-, dedicó algún que otro guiño al público que le acompañaba en el anfiteatro de Peal de Becerro como cuando comentó «nos habéis recibido igual que hace 30 años». Su hijo David, todo un descubrimiento al piano, apostilló poco después: «No lo sé, yo no estaba».

La grada respondió con cierto sarcasmo cuando el cantautor comentó: «Iba a Italia para grabar el disco '¡Ay, amor!' cuando el intento de golpe de estado. Ante el chocho que se armó tomé impulso y pasé la frontera».

Referencia femenina

Y el aplauso subió de tono cuando Víctor Manuel expresó que la mayor revolución que se ha vivido en los últimos años es la emancipación de la mujer: «El día en el que se liberen económicamente, la calle estará llena de hombres abandonados».

Tras el concierto, Víctor Manuel no tuvo ningún tipo de inconveniente en saludar personalmente a los espectadores interesados que se le acercaron y se hizo fotografías con todos aquellos que se lo pidieron.

Fuente: http://www.ideal.es/jaen/v/20100802/cultura/victor-manuel-presenta-vivir-20100802.html

Deja que te cuide, mariposa mía

(Víctor Manuel)

Horas tiene el día
la noche otras cuantas
y ella sólo piensa en respirar
los demás lo hacemos
sin darnos ni cuenta, sin pensar

Qué desasosiego
qué agujeros negros
la vida te quita o te los da
juegos del destino
de los que es difícil escapar.

Deja que te cuide mariposa mía
déjame que vele tu fragilidad
la vida es la vida y vamos a vivirla
que todos tenemos alas de cristal.


Tantos desafíos
tantas esperanzas
aunque estás en manos del azar
cuando digo quiero
ya se sobreentiende que es quizá.

(2008)


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...