viernes, 9 de abril de 2010

Una enfermedad en la sombra

Defibel, la Asociación de Fibromialgia del Bajo Deba, está llevando a cabo una campaña para darse a conocer

http://www.elcorreo.com/vizcaya/prensa/noticias/201004/09/fotos/5199843.jpg
Mari Carmen Rodríguez y Victorina Alija, miembros de Defibel. :: C. E.

La Asociación de Fibromialgia y Síndrome de Astenia Crónica de Debabarrena, Defibel, está haciendo campaña para darse a conocer y al mismo tiempo sensibilizar a la población sobre esta patología que afecta a más personas de las que pudiera parecer. Para ello, los responsables de esta asociación están colocando carteles por los diferentes municipios de la comarca, y al mismo tiempo, mantienen contactos con los profesionales médicos de distintos centros de Debabarrena para que informen a los afectados por esta enfermedad de la existencia de Defibel. Una campaña informativa que arrancó en Eibar, y que está teniendo continuidad en localidades del entorno como Ermua y Elgoibar.

La fibromialgia es una patología caracterizada por un dolor músculo-esquelético generalizado y cansancio, que puede llegar a producir diferentes niveles de discapacidad. Además de un problema médico, el afectado por la enfermedad sufre también la incomprensión social, ya que se trata de una patología que no tiene síntomas visibles y de la que hoy por hoy se sabe aún muy poco.

Defibel surgió hace más de un año en Debabarrena, y en la actualidad cuenta con 27 socios. «Hemos ido creciendo en número de socios poco a poco, pero creemos que hay mucha más gente afectada en la comarca, y pensamos que deben saber que existe una asociación que les puede ayudar a sobrellevarlo», afirma Mari Carmen Rodríguez, presidenta de Defibel.
El objetivo de la asociación es el de mejorar la calidad de vida de los afectados por esta enfermedad. «Hoy por hoy no existe cura para la fibromialgia y, siendo conscientes de ello, fomentamos la práctica de ejercicios y tratamientos alternativos como el tai-chi, el yoga o la rehabilitación acuática, siempre bajo la dirección de profesionales», explica Mari Carmen Rodríguez. Además de estos cursos, Defibel organiza una reunión semanal, que tiene lugar todos los martes en Portalea, en la que los socios comparten sus experiencias. La presidenta de la asociación defiende que formar parte de Defibel es muy beneficioso para los afectados. «Charlamos de cómo llevamos la semana, te informas de otros casos, y hacemos terapias que ayudan a sobrellevarlo».

Los afectados por esta dolencia, tal y como explica Mari Carmen Rodríguez, «no pueden llevar una vida normal al cien por cien». «Hay momentos en los que te duele todo el cuerpo, desde los pies a la cabeza y no te puedes ni mover», añade.

Un problema psicológico

El problema médico deriva en muchos casos en problema psicológico. «El dolor y el cansancio que provoca la fibromialgia te produce bajones en el estado de ánimo y depresión», explican desde la asociación. Y ahí vuelve a aparecer la incomprensión. «Muchos creen que nos deprimimos porque tenemos la enfermedad, pero en realidad, es la enfermedad en sí la que nos provoca la depresión», matiza Mari Carmen Rodríguez.

Finalmente, está el problema social. «Al no ser una enfermedad visible, a muchos se nos acusa de estar exagerando el dolor. También pensamos que hay muchos casos en los que los afectados no quieren reconocer públicamente que tienen la enfermedad, por miedo al rechazo social. Además es una dolencia de difícil diagnóstico, por lo que muchos afectados tardan tiempo en saber que lo que tienen es fibromialgia», explica la presidenta de la asociación.

LA ASOCIACIÓN



Fuente: http://www.elcorreo.com/vizcaya/v/20100409/guipuzcoa/enfermedad-sombra-20100409.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...